El relieve de la zona


Los andes patagónicos no forman un encadenamiento continuo , si no que presentan en forma de córdones aislados separados por valles anchos y bajos, ocupados por lagos y ríos que nacen al este de las montanias.

Esos valles existían antes des levantamiento definitivo de los Andes patagonicos, y por lo tanto, los ríos pudieron mantenerse con ,su acción erosiva, la pendiente hacia el océano pacifico.

Luego, la acción glaciaria la ensancho y profundizó dando origen a extensas áreas deprimidas, los que, al ser ocupadas por las aguas, formaron los actuales lagos.

El paisaje patagónico se destaca netamente el papel desempeñado por el graciarismo.

Las cumbres están cubiertas por glaciares y presentan picos enhiestas y agujas muy puntiaguda. Son en realidad rocas muy intrusivas alojadas dentro de los sedimentos plegados.

La acción glaciar, al erosionarlo, deja al descubierto la enstrusiones rocosas que resistieron la erosión por su mayor dureza.

Las laderas están cubiertas por bosques hidrófilos. Los valles transversales y las depresiones intermontana están llenas de material glaciar.

Hacia el este, y con frecuencia alejada de la base de las montañas, se encuentran los morrenas glaciares que forman verdaderos diques de contención dando lugar a la formación de lagos.
0 Responses

Publicar un comentario